En las dieciocho veces que ha ido Envigado Hacia el Teatro, esta es la primera en la que ven un grupo extranjero. Envigado Hacia el Teatro, el certamen que realiza El Ágora, la fundación de salud y cultura que ha funcionado por más de 25 años en ese municipio, es el movimiento escénico más importante de esa localidad, por su constancia y su empeño en la formación de públicos. El grupo extranjero que invitaron en esta edición fue el chileno Viajeinmóvil. Y su obra, Otelo, de Shakespeare. “Por recomendación de Octavio Arbeláez, organizador del Festival de Manizales, decidimos la invitación de este colectivo -explica Luis Guillermo Correal, médico director de El Ágora— y la verdad es que fue un claro éxito”. El “éxito” lo mide en la calidad de la propuesta creativa. Ya habíamos leído la crítica de Ramiro Tejada en estas páginas sobre ese montaje, el de Otelo: “Feliz puesta en escena de un clásico (...) Este Otelo, pone el énfasis en lo que la tragedia, escrita en 1604, ha ocultado, el femicidio o el feminicidio: esto es, un crimen basado en el género, en que el crimen se perpetra sobre una mujer por el hecho de serlo (...) Lo que sorprende de esta impecable puesta en escena no es solo esa especie de ajuste de cuentas con la historia sino su tratamiento, la forma en que es narrada cercana al culebrón latinoamericano: Otelo en clave de telenovela”. También lo mide por la concurrencia del público. En este municipio, dice Luis Guillermo, hay gran afecto por el teatro. Sin embargo, a la mayor parte de las personas a quienes les gusta, prefieren que se lo lleven a los espacios locales, y no tener que salir a buscarlo a Medellín ni a otras poblaciones. Envigado tuvo una tradición teatral en el siglo XIX, según estudios de Miguel Ángel Cañas, director del festival, que se relacionan con la práctica del sainete. Y no olvidemos que el Teatro Matacandelas tuvo allí su origen y varios actores de los grupos antioqueños son de la tierra envigadeña. También han tenido bastante público los demás grupos. La característica de este festival es que los colectivos son envigadeños. Grupos aficionados —es decir, que no viven profesionalmente del teatro—, independientes, comunitarios y estudiantiles. Muchos de ellos, consolidándose como grupos con una buena calidad creativa. Entre los independientes están: Eros Teatro, Miloro Teatro, Knockout y El Grupo. De los comunitarios, es decir, adscritos a entidades oficiales, son: Guandolo Teatro, Teatro Estada y Mediclaun, el grupo de payasos hospitalarios de El Ágora. Con este grupo, por cierto, han llevado funciones a hospitales y centros de atención a la tercera edad. Y entre los estudiantiles están: El Baúl Mágico, del Colombo Británico; Semillero Anormal, de la Normal Superior; Colegio Colombo Francés. “Una de las condiciones para participar en el certamen —dice Luis Guillermo— es que los grupos tengan obra nueva en el festival. Es decir, pueden haberla mostrado en otra parte, pero por primera vez en Envigado Hacia el Teatro”. Todavía quedan tres días de programación. Y, la verdad, no solo las personas de Envigado pueden asistir a ellas: son abiertas, disfrute las artes escénicas.