Por resultados, solidez colectiva y expresión futbolística, sin duda Atlético Nacional y Rosario Central han sido dos de los equipos más convincentes y por lo tanto indiscutibles aspirantes al título de la Copa Libertadores.

Y esta noche esos dos candidatos se ven en casa del conjunto argentino, en los primeros 90 minutos que definen un cupo a semifinales. La vuelta será el próximo jueves en Medellín (8:45 p.m.). El Canalla, que viene de dejar en el camino al Gremio brasileño con autoridad, al ganarle por 0-1 en la ida y 3-0 en la vuelta, presentó el domingo una formación alternativa en la Liga argentina y fue derrotado por Arsenal por 1-0. “Vamos a enfrentar al mejor equipo de la Copa, lo prepararemos de la mejor manera posible. Hay que seguir adelante, todavía no llegamos a lograr el objetivo que es llegar a semifinales. Seguramente lo vamos a ir a buscar”, dijo a manera de explicación el entrenador Eduardo Coudet.
 
“Todos lo dan como el mejor y el favorito, pero confío en el grupo y en que pelearemos de igual a igual en esta llave porque nosotros también tenemos lo nuestro. No me achico ni contra Nacional ni con ningún otro equipo porque sé lo que tiene Central”, agregó el centrocampista Walter Montoya. El argentino nacionalizado chileno Marcelo Larrondo tiene un edema óseo en el cóndilo femoral interno de la rodilla derecha y “estará ausente por tiempo indeterminado”, según informó el club. El resto de los jugadores se encuentran en óptimas condiciones y estarán a disposición del entrenador. Y en frente el Verde antioqueño, el mejor clasificado de la fase de grupos, con cinco triunfos y un empate, sin encajar goles en ninguno de ellos. Un invicto que apenas cedió en octavos, ante el mismo Globo, al que eliminó con un empate sin goles en Buenos Aires y un contundente 4-2 en Medellín. El entrenador Reinaldo Rueda no podrá contar hoy con los delanteros Víctor Ibarbo y Luis Carlos Ruiz. Ibarbo se recupera de una molestia en el aductor derecho y Ruiz sufrió un golpe en la cabeza en el juego ante Huila y permanece bajo observación médica. “Son partidos de instancias definitivas y hay que estar preparados porque jugaremos ante un equipo que tiene un alto nivel de agresividad para disputar todos los duelos”, dijo Rueda. Y en esa línea seguramente apostará por el regreso del zaguero y capitán Alexis Henríquez, quien se recuperó de una tendinitis en la rodilla derecha y está a disposición del entrenador. “Me he sentido muy bien y mi idea es ser titular ante Rosario, pero debo esperar la decisión del técnico”, dijo Henríquez, sin duda un líder en la defensa verdolaga.