Medellín quiere celebrar el Día de la Tierra enfocando las actividades de este día en cómo los ciudadanos pueden reflexionar y sensibilizarse, cada vez más, sobre los problemas de contaminación ambiental, congestiónvial y espacio público que afectan constantemente la calidad de vida de la ciudad y sus alrededores. Por eso el secretario de Medio Ambiente, Óscar Hoyos Giraldo, fue enfático al recordar que “este tipo de medidas como el Día sin Carro y otras que se vienen implementando en la ciudad a raíz de la contingencia ambiental no son fortuitas, y por eso debemos tener en cuenta que está en nuestras manos preservar el planeta”. Las actividades para este día no estarán enfocadas ni en un sólo punto de la ciudad ni desde una secretaría en particular: cada una aportará y realizará eventos que inviten a la acción ciudadana. Por ejemplo, desde la Secretaría de Medio Ambiente se llevará a cabo, con la presencia del secretario, una siembra de árboles en el Cerro El Volador con estudiantes de instituciones aledañas desde las 8:00 a.m, esto a manera de acto simbólico por los incendios que se han presentado este año en la zona; otra actividad será la intervención de la quebrada Altavista donde se realizarán jornadas de limpieza y educación ambiental con la comunidad del sector. La participación del Área Metropolitana en los festejos del  Día de la Tierra está ligada a las actividades de la Semana de la Sostenibilidad que empezaron el pasado sábado y que finalizarán, precisamente, mañana viernes durante los festejos por esta fecha. Ciclo Siete es el nombre de esta jornada que tendrá como actividad principal el Festival Ciclo Siete, un recorrido en bicicleta que irá desde el parque de Belén hasta La Alpujarra y que tendrá la participación del director del Área Metropolitana del Valle de Aburrá, Eugenio Prieto Soto. Además de esta actividad se realizarán conciertos, mercados campesinos, talleres lúdicos, picnics, entre otros. Alejandro Zapata, director de Portafolio Verde, empresa encargada de liderar en Medellín la Semana por la Sostenibilidad y todas las actividades alrededor del Día de la Tierra, cree que esta es una oportunidad para establecer vínculos más cercanos con los ciudadanos sobre la importancia de implementar hábitos más sostenibles y saludables: “Nosotros estamos promoviendo: vamos al trabajo en bicicleta, comamos mejor, hagamos deporte, dependamos menos de esas actividades que sólo nos hacen daño a nosotros y al planeta. Por eso en conjunto con el Área Metropolitana estamos trabajando en actividades que engloben todos los aspectos importantes para una calidad de vida más sólida e ir creando así, entre los ciudadanos, una conciencia más verde sobre la ciudad”.
 

La celebración es de todos

Desde el 22 de abril de 1970 el senador estadounidense Gaylord Nelson promovió la celebración del Día de la Tierra a través de la creación de espacios de discusión sobre las problemáticas medioambientales en colegios y universidades de Estados Unidos. Este fue el punto de partida de una iniciativa que fue ganando adeptos, hasta que en 2009 la Asamblea General de las Naciones Unidas declaró mediante resolución ese  como el Día Internacional de la Madre Tierra: “Reconociendo que la tierra y sus ecosistemas son nuestro hogar, y convencida de que para alcanzar un justo equilibrio entre las necesidades económicas, sociales y ambientales de las generaciones presentes y futuras, es necesario promover la armonía con la naturaleza y la Tierra”. Para este año, la celebración de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), tendrá como tema central “Los árboles para la Tierra”, con el objetivo de hacer frente al cambio climático y proteger la tierra para las generaciones futuras; la meta es plantar 7,8 millones de árboles en los próximos cinco años. Y aunque muchos esfuerzos se han realizado para mantener árboles plantados que brinden oxígenos y absorban la contaminación, “las tasas de deforestación en todo el mundo son alarmantes, de tal manera que la pérdida de hábitats constituye una de las primeras causas de amenaza para la gran mayoría de especies que actualmente se encuentran en peligro de extinción”, explicó la Gobernación de Antioquia en un comunicado. Antioquia presenta una tasa de deforestación promedio de 22.000 hectáreas/año (periodo analizado 2000 – 2014). Para minimizar estos impactos la Gobernación hará actividades de reforestación Arboletes, Guarne, Puerto Triunfo, Jericó, El Bagre, San Bárbara, Belmira, Mutatá, Mungudó, Marinilla, y Sopetran, hasta completar 9.811 plantas. Las actividades se combinarán con la celebración del Día del Árbol y se extenderán hasta el 13 de mayo.