La fiebre aftosa es una enfermedad altamente contagiosa que ataca especialmente ganado vacuno, cerdos, ovejas y cabras.
La Organización Internacional de Sanidad Animal (OIE) reconoció que el brote de fiebre aftosa detectado en tres poblaciones de Colombia concluyó, por lo que se inició el proceso de recertificación como país libre de esa enfermedad, informó el ministro de Agricultura Aurelio Iragorri.
La determinación se tomó luego de una reunión entre el ministro con miembros de OIE en París, en la cual se decidió dar vía libre a la propuesta técnica presentada por el Instituto Colombiano Agropecuario (ICA) para recuperar antes de que termine este año el estatus de país libre de aftosa con vacunación. "La buena noticia es que la OIE reconoció que el brote concluyó en Colombia, por lo que se inicia el proceso de recertificación que consiste en establecer una zona de contención que esté cobijada bajo las directrices existentes en el Código Sanitario, y la cual será desarrollada e implementada por el ICA de inmediato", dijo Iragorri.

Cabe aclarar que una zona de contención se considera como un área geográfica delimitada que agrupa todos los casos presentes en el brote limitado en un país o zona libre de aftosa en que se aplique o no la vacunación. Con el establecimiento de esta zona, la autoridad veterinaria busca agrupar todos los casos observados para reducir al mínimo las consecuencias de la enfermedad en el país. Luego de instaurar esa zona, añadió el jefe de la cartera de Agricultura, tomaría "alrededor de 90 días la recuperación del estatus, hecho que estimamos se dé en noviembre".